La IPG Poma de Girona.

Maçanet de Cabrenys, Maçanet de la Selva, Maçaneda, Massanes o La Maçana son topónimos que prueban que es un cultivo ancestral. Como maçana, en las Terres de l’Ebre, o manzana, en castellano, que derivan de mattiana, nombre de una variedad de manzana predominante durante el Imperio romano.

Sin perder nunca la clase, en 2001 nació la indicación geográfica protegida (IGP) Poma de Girona, sucesora de la denominación de calidad Poma de Girona, creada por la Generalitat en 1983. Todos los fruticultores de la IGP están comprometidos con la producción integrada, que los acerca a métodos de control de plagas más sostenibles y respetuosos con el entorno.

 

Los manzanos presiden paisajes de El Alt y El Baix Empordà, El Gironès, La Selva y El Pla de l’Estany. A pesar de que las variedades comerciales son golden, red delicious, royal gala y granny smith, los manzanares conservados tienen inventariados y plantados más de un centenar de variedades ancestrales y locales. Todas estas variedades locales servían para la elaboración de un recetario rico a base de guisos, asados, acompañando la butifarra dulce o, sobre todo, para hacer la manzana de relleno. Esta manzana se rellena de un asado de cordero, ternera y cerdo, con galletas, especies y vino. Una auténtica reliquia de la cocina medieval.

El sello permanente Girona Excel·lent Poma de Girona

Indicación geográfica protegida Poma de Girona.

Royal gala es la más redonda de las cuatro variedades de manzana amparada por la IGP, junto con la golden, la granny smith y la red delicious. Es una manzana bicolor (rojo y crema), de piel con estrías marcadas, de pulpa blanquecina y consistente, jugosa, fina, muy crujiente y dulce.

Categoría: productos permanentes

Empresa: IGP Poma de Girona

www.pomadegirona.cat